FISCALÍA CAPTURA A SEXTO PRESUNTO IMPLICADO EN UNA DESAPARICIÓN EN SAN LUIS POTOSÍ

26 julio, 2020

> Las víctimas eran trabajadores de un establecimiento de alcohólicos anónimos

SLP. – Fue detenido por agentes de la Policía de Investigación (PDI) de la Fiscalía General del Estado (FGESLP), un hombre de 51 años de edad, quien sería el sexto presunto implicado en la desaparición de dos personas en la colonia Prados, perteneciente a la ciudad Capital.

Fue el pasado 23 de abril del 2020, cuando presuntamente el ahora señalado, identificado como José Carlos “N”, en compañía de más personas, habría ingresado armado a las instalaciones de un grupo de alcohólicos anónimos, obligando a subir a un vehículo a dos trabajadores del lugar, de los cuales hasta este momento no se tiene conocimiento sobre su paradero.

Al conocer lo ocurrido, los elementos de la PDI iniciaron con las investigaciones para encontrar a las víctimas, así como a los responsables, por lo que realizaron varias acciones que les permitió dar con las identidades de los probables participantes.

Todos los datos de prueba obtenidos fueron debidamente integrados a la carpeta de investigación con la que el agente del Ministerio Público especializado en casos de Desaparición entre Particulares, dependiente de la Fiscalía de Derechos Humanos, acudió ante el Juez de Control para solicitarle la orden de aprehensión en contra de los posibles intervinientes.

Tras continuar con las estrategias de inteligencia efectuadas por elementos de la PDI, establecieron la ubicación del señalado, logrando su detención en la colonia Los Álamos, en donde fue informado sobre el mandamiento judicial en su contra.

Cabe señalar que la primera detención por este caso se realizó a inicios del mes de junio del presente año, en contra de Marco Antonio “N” de 36 años, Edson “N” de 44 años, José Miguel “N” de 32 años de edad, Manuel “N” de 37 años y Román “N” 40 años, mismos que ya se encuentran en el centro de reinserción social de La Pila.

El sexto imputado también fue llevado a ese penal, en donde está a la espera de que la autoridad judicial defina su situación legal.